Saltar al contenido

Medicina natural para combatir la ansiedad

Última actualización el 24 octubre, 2019

La naturaleza, nos ofrece otras opciones de medicina natural para combatir la ansiedad, si no queremos recurrir a la medicina ortodoxa. La medicina natural  es más respetuosa con nuestro cuerpo y con nuestra mente, sin que existan efectos secundarios. Sigue los consejos del siguiente artículo e infórmate sobre la medicina natural para combatir la ansiedad.

• Visitar a un cardiólogo por si existe un problema cardiovascular.
• El sistema neurovegetativo (autónomo), que está ligado a pensamientos y sentimientos, ocasiona problemas digestivos, taquicardias, problemas circulatorios, insomnio, opresión en el pecho (ansiedad nerviosa). No está sometido a nuestra voluntad, no se le puede mandar.
• Alimentación equilibrada (que contenga vitaminas del grupo B y fósforo).
• Hacer ejercicio físico: gimnasia al aire libre y ejercicios de respiración y relajación.
• No preocuparse por los problemas y no autobuscarse los conflictos.
• Evitar personas, ambientes, actividades que sepamos que alteran nuestro sistema nervioso.
• Ocupar tiempo para nosotros mismos: paseos, actividades de yoga, taichí, meditación, bailar, practicar algún deporte.
• Si quieres, acudir a un psicoterapeuta.
• Los fármacos más o menos potentes según el tipo de ansiedad que se padezca, presentan efectos secundarios: dificultad de concentración, de coordinación y de memoria, aumento de peso, disfunciones sexuales, náuseas, palpitaciones e incluso (paradójicamente) nerviosismo e insomnio de rebote.
• Las personas que estén habituadas a los tranquilizantes potentes, como los ansiolíticos de farmacia (Valium, Trankimazín, Tranxilum, Deanxit, Lexatín, Noiafren, Rohipnol, Idalprem, Orfidal, Loramet, etc.), no pueden dejar de tomar este tipo de fármacos de golpe y sustituirlos por una infusión de tila. Sería perjudicial, ya que en primer lugar la persona experimenta la falta del fármaco en forma de nerviosismo, temblor, ansiedad, etc., y en segundo lugar perdería la confianza en las infusiones de plantas medicinales. En el caso de que se quieran dejar los fármacos se debe ir disminuyendo las dosis de manera lenta pero progresiva, hasta que el organismo se haya adaptado a la nueva situación. Entonces, y sólo entonces, sí que se podrán experimentar los excelentes efectos relajantes de las infusiones o extractos de plantas medicinales, sin que produzcan adicción ni habituación. De esta manera siempre que se quiera se podrá recurrir a ellas sin problema. El cambio de ansiolíticos a infusiones de plantas medicinales puede hacerlo la mayoría de personas, excepto quienes sigan un tratamiento con su neurólogo o psiquiatra, como por ejemplo las personas que padezcan “ataques de pánico”.

FITOTERAPIA

Las plantas pueden calmarnos hasta el punto de desbloquear los propios miedos y angustias. Uno deja de sentirse inmovilizado por sus propias circunstancias.

? Para relajar los nervios……La amapola, la melisa, la tila o la valeriana son algunas de las plantas que podemos usar. Pero hay que tener en cuenta que, en el tratamiento de la ansiedad, las plantas medicinales son solamente un remedio externo que no puede suplir el esfuerzo interno que debe realizar el individuo porque, además, tienen un efecto más bien ligero en su acción relajante o tranquilizante. Por eso, las tisanas elaboradas con estas plantas tienen que ser muy concentradas para poder conseguir un efecto neto reductor de la ansiedad. Además habrá que tomarlas con frecuencia durante el día (de cuatro a seis tazas diarias) y con una gran cantidad de planta (de 4 a 6 cucharaditas por taza).

? Si la ansiedad deriva en insomnio….. debemos utilizar principalmente plantas con efecto sedante: tila, valeriana o el lúpulo.
? Si hay intranquilidad o temblores……..será mejor utilizar plantas con efecto relajante muscular como la melisa o el marrubio negro.

De entre todos los recursos naturales que se encuentran en la medicina natural para combatir la ansiedad, busca aquél que mejor se adapte a tus necesidades psicológicas y anímicas, siendo la naturaleza la que te proporcione los mejores ansiolíticos naturales y encuentres tu equilibrio emocional y mental. Puedes dejarnos un comentario al respecto o subir esta información a facebook o twitter.