Saltar al contenido

Tratamiento de la ansiedad en adolescentes

Última actualización el 24 octubre, 2019

Durante la adolescencia es frecuente que aparezcan síntomas de ansiedad y es necesario saber detectarlos a tiempo para poder realizar un tratamiento para la ansiedad en los adolescentes y evitar que se desencadenen otro tipo de trastornos más complicados. Por eso les presentamos este artículo en el que encontrarán la información necesaria para saber detectar los síntomas físicos y emocionales de este trastorno para luego poder iniciar un tratamiento para la ansiedad en adolescentes  adecuado.

Cada vez más jóvenes adolescentes sienten síntomas de trastornos de ansiedad como taquicardia, mareos, la sensación de ahogo, de pérdida del control y de muerte inminente.  Los profesionales de la salud alertan de que las presiones sociales están llevando a adolescentes a desarrollar fobias.

Si sufres ansiedad, tranquilo que con la ayuda de profesionales este trastorno no es un callejón sin salida. Para combatir los trastornos de ansiedad los terapeutas enseñan a los adolecentes a aceptar la incertidumbre, ser pacientes  y dejar de lado las obsesión de controlar todo y a corregir ciertos hábitos como, por ejemplo, buscar permanentemente saber si le pasó algo a un ser querido.

La pubertad es una etapa muy inestable y por eso los trastornos de ansiedad aparecen con más frecuencia.  Si acabó la infancia, el adolescente empieza a ser cobrado por la familia y la sociedad a asumir responsabilidades de la vida adulta y eso genera miedos en el joven. En la adolescencia también uno empieza a tener conciencia de que no es inmortal, de que la muerte nos espera a todos.

Hoy, los trastornos de ansiedad se empiezan a diagnosticar a los 14 años y en algunos casos aun más temprano.  Los síntomas tienden a ser crónicos, pero tienen buen pronóstico si la familia del adolescente o el propio joven identifican síntomas de que está empezando a sufrir problemas con la ansiedad.

¿Cuáles son los síntomas de la ansiedad en adolescentes?

1. Los síntomas emocionales del trastorno de ansiedad

• preocupación,
• temor,
• inseguridad,
• dificultad para decidir,
• miedo,
• pensamientos negativos sobre uno mismo
• pensamientos negativos sobre nuestra actuación ante los otros,
• temor a que se den cuenta de nuestras dificultades,
• temor a la pérdida del control,
• dificultades para pensar, estudiar, o concentrarse, etc.
• ir de un lado para otro sin una finalidad concreta,
• llorar,
• quedarse paralizado, etc.

En el tratamiento de la ansiedad en adolescentes es importante que el joven pueda reconocer mediante la ayuda de una terapia  cuál es el factor que le provoca la ansiedad y la angustia y  que le brinde la posibilidad de identificar las situaciones que le desencadenan ese estado anímico para así aparender a controlar sus pensamientos negativos y evitar caer una depresión.